Desde el año pasado, Aragón está más protegida ante afecciones cardíacas gracias a la nueva normativa relativa la utilización de desfibriladores automáticos y semiautomáticos externos (DESA) fuera del ámbito sanitario. Así, cada vez hay más espacios cardioprotegidos en empresas aragonesas y otras instalaciones. Estamos muy orgullosos de que ahora Diversis sea una empresa cardioprotegida. ¿Sabes lo que significa? Te lo contamos en este post.

Con el cambio de legislación, la instalación de desfibriladores automáticos pasa de ser recomendable a obligatoria en empresas de más de 250 trabajadores. Y nosotros, ya somos una empresa cardioprotegida, cumpliendo con la normativa por un lado y por otro, con nuestro compromiso RSE. Si apostamos por reducir los riesgos laborales a cero, cómo no actuar frente a los paros cardíacos, una de las afecciones más comunes, donde los primeros momentos son cruciales para determinar el devenir de la situación.

Diversis, empresa cardioprotegida

Diversis cuenta con su propio desfibrilador, instalado en el Office de su Nave 20 para entrar en acción cuando sea necesario. Esperemos que no tengamos que hacer uso de él, pero si es así, estaremos preparados. Y es que Cuidae en colaboración con Automáticos Rogar ha realizado la instalación de una unidad y también nos ha facilitado la formación para saber  actuar en caso de emergencia, tal y como dicta la normativa.

De este modo, en caso de que una persona sufra un paro cardíaco, el personal de Diversis estará listo para realizar la reanimación, de modo que antes de que acuda el personal sanitario podremos hacer frente y minimizar el riesgo de que este percance sea fatal.

Diversis sigue comprometido con la salud y el bienestar de nuestros trabajadores, y seguimos apostando firmemente por la formación para que el personal disponga de conocimientos para afrontar diferentes situaciones, bien sea para mejorar sus competencias o para enfrentarse a una situación así.

Compartir