Quien más quien menos alguna vez ha tenido algún conflicto en el trabajo. Al fin y al cabo, pasamos un tercio del día desempeñando nuestra labor y casi 40 años de nuestra vida por lo que, a no ser que la desarrollemos en solitario, los problemas entre compañeros son una realidad que aparece tarde o temprano. Por supuesto, las empresas con personas con discapacidad en plantilla no son una excepción.  ¿Cómo podemos actuar en estas situaciones?

Está claro que aunque cada persona sea distinta y tenga metas, ideología o forma de ver la vida diferente, dentro de una empresa debe primar el objetivo común de la empresa. Así, lo deseable es que aunque los empleados estén centrados en su tarea, el ambiente sea abierto, plural, distendido y tolerante. Y es que es el trabajo en equipo lo que hace que la suma de los esfuerzos individuales sea mayor que la aportación de cada persona por separado.

Pero como decimos, en ocasiones es inevitable encontrarse con conflictos entre trabajadores, también en empresas en las que trabajan personas con discapacidad. Partiendo como base que ya sabemos cómo debe actuar una empresa cuando algún trabajador tiene discapacidad, habrá que tener en cuenta una serie de factores.

¿Cómo intervenir cuando hay algún problema entre compañeros?

Más allá del bien común de la empresa y el ambiente laboral, la mediación laboral es fundamental en conflictos que tienen en cuenta a personas con discapacidad porque aunque los problemas entre compañeros sea algo que está a la orden del día, no podemos dejar escapar que las actitudes de los trabajadores son clave y a veces estos se dejan llevar por estereotipos y dañinos prejuicios, algo que se exterioriza en acciones, lenguaje corporal o de palabra. Esta actitud no tiene cabida en el ambiente laboral y debe corregirse.

La mediación es clave en estos problemas entre compañeros para mostrar no solo la capacidad de liderazgo, sino también la imagen y valores de la empresa, es decir, la política de la firma. Dado el serio problema de discriminación y dificultad a la hora de acceder al mercado laboral, es muy importante que las personas con discapacidad cuenten con el apoyo del supervisor y del entorno de trabajo para que ir a trabajar siga siendo un elemento vital en el desarrollado de la autonomía y la autoestima.

Si estás interesado en los problemas, retos y principios de actuación en salud ocupacional y quieres saber más, te recomendamos que leas este estudio sobre el tema para abordarlo con éxito.

 

Compartir